logo


64° Aniversario colegio La Protectora

Discurso de la Directora Sra. Iris Fuentes Ibarra, en la ceremonia del 64° Aniversario del Colegio Luis García de la Huerta.

Codao, 13 de octubre de 2017.

Los inicios de esta institución dedicada a la educación se remontan al año 1953, cuando la propietaria de la Hacienda Codao, Doña Sara Ossapropicia funda la escuela primaria Luis García de la Huerta, en memoria de su hijo. Para llevar a cabo el proyecto educativo solicitó a la Institución Teresiana que administrara dicho establecimiento y de esta manera, favorecer la alfabetización y moralización de los niños y niñas de entre 7 y 12 años residentes en su hacienda.

En el año 1980, la Institución Teresiana decidió entregar la escuela a la Sociedad Protectora de la Infancia, sostenedor legal sin fines de lucro, institución consolidada, reconocida y valorada en su misión de dar acogida y formación a niños y niñas desde hace más de 120 años.

Desde 2011, y bajo la promulgación de la Ley General de Educación, La Protectora debió adecuarse a esta nueva normativa. Fue así como creó una personería jurídica nueva: la Fundación Educacional Protectora de la Infancia, para ser la sostenedora de sus actuales cinco colegios.

Tras generaciones de estudiantes, nuestro establecimiento ha crecido considerablemente: desde el año 2013 contamos con jornada escolar completa, la que nos permitió generar instancias de desarrollo integral de nuestros niños y niñas. Un ejemplo de esto son los talleres extracurriculares que están pensados para que el 100% de los educandos asistan dos horas


semanales a diferentes instancias de formación. Otros beneficios asociados a la jornada escolar completa son la inclusión de inglés desde nivel parvulario, la educación física todos los días de pre kínder a 4to básico y una hora de medio ambiente para todos los cursos.

Actualmente, nuestra comunidad educativa la forman 416 Estudiantes de Pre Kínder a 8º año, sus apoderados y familias, el equipo Directivo, y un gran equipo de 28 docentes, y 20 asistentes.

Se busca, por medio de las altas expectativas, conseguir que los estudiantes se desarrollen en todo su ser, potenciando al máximo sus destrezas y habilidades cognitivas, afectivas, espirituales y socio-emocionales, con solidez valórica, y compromiso social con su prójimo, con profundo respeto a la diversidad y fomento de la inclusión, entendiéndola como una oportunidad de crecimiento y enriquecimiento para todos.

Para alcanzar estas intenciones educativas, el colegio se guía por una autonomía pedagógica enmarcada dentro de los límites establecidos por la ley y apoyada por un staff de asesores de la Fundación Educacional. Contamos con una estructura docente y administrativa comprometida con los principios establecidos en el Proyecto Educativo Institucional.

Así es que todos los miembros de la comunidad vamos haciendo camino; sembrando ilusiones en nuestros niños, niñas y jóvenes y cosechando, ese es nuestro afán de cada día. El objetivo principal de nuestra institución.